h1

La obsolescencia del paradigma lineal en el temporizador del microondas

julio 12, 2011

En un contexto de agitados movimientos económicos, sociales y políticos en el que la atención mediática se centra en los “grandes temas” de la actualidad, es habitual que pasen desapercibidos debates quizá no tan llamativos pero no por ello irrelevantes: temas que parecen nimios son, en realidad, lo que verdaderamente preocupa a la gente en el día a día. La inexistencia de un debate en la sociedad acerca de la viabilidad del denominado “paradigma lineal” en el temporizador de los microondas quizás sea el mejor ejemplo de cómo un problema que afecta a decenas de millones de personas en nuestro país y muchos más en todo el mundo puede ser completamente ignorado por culpa del velo de silencio extendido por los grandes medios: sirva esta entrada como denuncia.

El problema con los sistemas de temporizado rápido de muchos microondas es ampliamente conocido entre los expertos del tema, pero la gran mayoría de la población ni siquiera se ha planteado si es la forma óptima de ajustar el temporizador del microondas fácilmente. La idea detrás del “paradigma lineal” parece sencilla y fácil de entender: “el temporizador comienza a cero, mientras que cada pulsación del botón añade 30 segundos”. No obstante, como muchas otras ideas “rápidas”, “simples” y “fáciles de programar”, comienza a presentar múltiples problemas en cuanto la analizamos en un contexto riguroso. Vamos a considerar tres magnitudes en nuestro análisis: el número de pulsaciones del botón necesarias N, el error relativo e_r (t) definido como la diferencia entre el tiempo deseado y el tiempo seleccionable en el temporizador más cercano, expresada en porcentaje, y el error relativo máximo e_{rm} en cada tramo. Cuando representamos ambas magnitudes en función del tiempo de calentamiento (suponiendo que el usuario escoge, de los dos números de pulsaciones más cercanos, aquel que le proporciona el menor error relativo), el análisis se vuelve diáfano y los defectos del paradigma lineal se muestran con total claridad:

Resultados del paradigma lineal

Resultados del paradigma lineal

Los problemas son ahora tan obvios que a todos nos parece mentira que no los hubiéramos identificado previamente. En primer lugar, cada vez que quieres calentar algo de más de cinco minutos tienes que darle un montón de veces al botón. No es que me considere un tipo debilucho, pero seamos sinceros, al cabo de un rato empieza a cansar el click-click-click (y no hablemos del desgaste asociado de sus componentes electromécanicos) y, en un mundo en el que el tiempo es escaso y valioso, no podemos desperdiciarlo de esta forma en “darle al botón”. Francamente, a mí no me gustaría llegar al final de mis días, mirar atrás, y ver que mi vida pasaba mientras me dedicaba a hacer cosas como activar el microondas o instalar Linux.

Pero el verdadero fallo garrafal del paradigma lineal radica en la falta de precisión en los tiempos bajos. Si la temperatura óptima para la taza de leche que quiero desayunar se consigue con unos 45 segundos, sólo puedo elegir entre poner 30 segundos (y, con ello, bebérmela medio fría) o 60 segundos, con lo que o me la tomo caliente o espero a que se enfríe natural o artificalmente, con el consiguiente derroche de energía. Es más, el hecho de que la precisión sea diferente dependiendo de cuál sea el tiempo de calentamiento no tiene ningún sentido, si lo pensamos detenidamente. El principal determinante del tiempo de calentamiento no es tanto la temperatura (la gran mayoría de los alimentos que calentamos en el microondas alcanzan unas temperaturas parecidas) sino la capacidad calorífica del alimento, magnitud que depende tanto de los calores específicos de las sustancias que lo componen como de la cantidad en la que se encuentran presentes: nos guste o no, calentar una taza de colacao siempre será más rápido que calentar una lasaña precocinada recién sacada del congelador.

La consecuencia de este hecho es que en un microondas en el que la potencia se mantenga aproximadamente constante durante todo el calentamiento (y si esto no ocurre en el suyo, comience a preocuparse) y que se opere mediante el paradigma lineal, los mayores errores de temperaturas ocurrirán en los alimentos con menor capacidad calorífica y menos tiempo de calentamiento: es decir, los alimentos que consumimos más frecuentemente. La pérdida de bienestar social es inmensa. Si fuera usted a comprar unas tijeras de cocina, ¿compraría unas que se atascan con carne, pescado o verduras pero recortan cartulinas y polipropilenos con precisión de cirujano? Si fuera a jugar al fútbol, ¿compraría usted unas botas que resultaran incómodas al correr y defectuosas al chutar pero que le permitieran saltar medio milímetro más al rematar un saque de esquina?

A pesar de que todo lo mencionado son hechos y razonamientos irrefutables, basados en premisas que sólo un loco o un inconsciente podría negar, la sociedad presenta un marcado sesgo hacia el statu quo, y por ello reacciona ante cualquier crítica con las palabras mágicas: “¿qué pasa, que tú lo harías mejor?”. Pero en este caso existe claramente una alternativa con la que responder “Sí” a la dichosa cuestión y atravesar con una estocada dialéctica la armadura de conformismo del interlocutor. Se trata del paradigma exponencial, y el hecho de que usted no haya oído nunca hablar de él es otra prueba de que el sistema sabe protegerse. El principio del paradigma exponencial es simple: el error absoluto máximo de temperaturas debe de ser independiente del tiempo de cocción deseado, y ello se consigue si el error relativo máximo en el tiempo de cocción es también constante. Un ejemplo que responde a estas especificaciones es aquél en el que la primera pulsación añade 30 segundos y cada pulsación sucesiva aumenta en un 25% el tiempo de cocción. Los resultados son los siguientes:

Paradigma exponencial

Paradigma exponencial

Los resultados han mejorado sustancialmente: ahora la precisión es constante y limita a un 10% el error máximo entre lo calentado y lo deseado, y no hace falta dejarse un dedo en el botón para calentar un congelado de varios minutos. A la vista de esta mejora de la efectividad, lo que cualquier ciudadano con pensamiento crítico debería preguntarse es: ¿por qué no adoptamos estas ideas? No es por desconocimiento: aunque en público la industria del electrodoméstico trate de desacreditar los estudios que pongan en cuestión la verdad manufacturada por sus departamentos de PR, en privado sus ingenieros confiesan que las críticas son válidas y, por ello, los últimos años han observado tímidos avances al respecto: que cada pulsación añada 1 minuto en lugar de 30 segundos a partir de una determinada cantidad de tiempo y la aparición de controles adicionales en algunos modelos para ajustar con mayor precisión el tiempo son avances inspirados por las propuestas de los críticos; avances que tratan de aplicar un parche al fallido modelo lineal para salvarlo.

Sólo el silencio de los grandes medios y el peso de las viejas tradiciones, como el fetichismo por los números redondos, impiden la sustitución final del paradigma lineal por el paradigma exponencial en los nuevos microondas: un cambio real que produciría un incremento sustancial del beneficio del consumidor y una mejora comparable del bienestar social y la eficiencia económica. Se trataría de un pequeño cambio en la cantidad de segundos que ascienden al marcador, pero también de un gran avance para la Humanidad.

Anuncios

44 comentarios

  1. […] Problemas del primer mundo: La obsolescencia del paradigma lineal en el temporizador del microondas magnetotrouble.wordpress.com/2011/07/12/la-obsolescencia-…  por miguelitroll hace 1 segundos […]


    • Madre mía, cuanto tiempo libre tienen algunos


  2. Esto es de las cosas aparentemente mas interesantes y realmente mas insulsas que he leido en mi vida. Enhorabuena.


  3. Tal debería leer todo el articulo pero en cuanto he llegado: “cada vez que quieres calentar algo de más de cinco minutos tienes…” se me han quitado las ganas.
    La opción de pulsar el botoncito y sumar 30s es para cuando una quiere calentar la comida poco rato, para tiempos más largos siempre hay un botón de los que gira que te permite precisas más.


  4. Pues el caso es que un Samsung que tengo desde hace 9 años (y sigue funcionando de maravilla) ha solucionado esto con una rueda que es de lo más cómodo que he visto jamás.


  5. De la leyenda “los rusos usaron lápices”, llega ahora la segunda parte:

    El microondas con temporizador de rueda.


  6. El mío va de 10 en 10 hasta llegar a 90. Después salta a 2 minutos y a partir de ahí va de minuto en minuto.


  7. 1-2-3-4-5-6-7-8-9-10-11-12-13 (pulsaciones)
    sistema lineal:
    30-60-90-120-150-180-270-300-330-360-390-420-450-480
    sistema exponencial:
    30-37,5-46,87-58,59-73,24-91,55-114,44-143,05-178,81-223,51-279,39-349,25-435,55-545,69
    el sistema exponencial está muy bien, pero si el incremento es sólo de 25%, es útil a partir de 13 pulsaciones. La mayoria de los microondas de pulsación traen botones específicos para diferenets alimentos (patatas, pollo) que colocan el temporizador directamente en 4, 5 o 10 minutos.

    Un sistema lógico seria el exponencial de segundo en segundo, con una rueda. Los sistemas de pasos (30-60-90-120 o 30-45-60-75) son incómodos y poco útiles.ç

    es mi modesta opinión.saludos.


  8. No se si tu microhondas tiene dicho switch, pero puedes poner el micro a 60 segundos y cortarlo cuando le queden 15 segundos para que calientes tu leche lo justo (45secs), para evitar despilfarros dependiendo del modelo deberias poder ponerlo a 0 con la puerta abierta pulsando uno de los botones de dicho microhondas pasando el contador de 15 a 0 con dicha pulsacion. Espero tengas suerte, un saludo!!


  9. Pués yo para calenar 45 s pongo 60 y cuando ha hecho los 45 abro la puerta y cancelo el proceso.


  10. Me encanta , un 10


  11. Menuda chorrada. Yo tengo uno digital que tiene una ruletita la mar de mona, que dependiendo de la velocidad de giro mete segundos de coccion mas o menos deprisa. Es decir, si giras deprisa un cuarto de vuelta, puede ser mas de un minuto. Si vas despacio pueden ser no mas de 15 segundos.
    Este problema ya está resuelto en cualquier tienda de electrodomésticos.. Otra cosa es ser tan lerdo de comprar algo tan poco útil y mas aún, pretender hacer un artículo sobre esto. Entiendo que pudiera resultar fascinante para gente sin criterio, pero vamos… tanto desarrollo para tan poco problema. Simplifica y verás que todo es más fácil


  12. a los que va con ruedecita esto no les pasa…


  13. Me he reido mucho con esta entrada, realmente currada y llena de detalles, increible hacer semejante analisis de algo tan superficial que puede solucionarse desde el minuto 1 con in microondas con programador de rueda que seleccionas el tiempo y las escalas de minutos hasta segundos dependiendo de la velocidad aplicada al manejar dicha rueda. solución que sugiero, comprar microondas preparados para evitar esas preocupaciones y derrocar al malevolo sistema de los electrodomesticos.


  14. Vaya, es muy interesante. Gracias a los dioses yo no tengo ese problema con mi “obsoleto microondas con temporizador por rueda”. Puedo elegir el tiempo “exacto” con solo un giro de muñeca


  15. Eres un melon!!! Leete las instrucciones y aprende a poner el tiempo sin utilizar el “botoncito”


  16. … también puedes comprarte un microondas como el mío, que tiene una rueda para el tiempo, y salta de 5 en 5 segundos, con lo que puedes ponerle el tiempo exacto con total fiabilidad, y en cuestión de 2 ó 3 segundos, sin necesidad de pulsar un botón n veces. Claro que no es lo mismo un microondas de 50€ que de 190€. Pero también es verdad que el mío trae un montón de funciones que lo hacen muy atractivo para los que nos gusta cocinar.


  17. Anda que no tiene miga el artículo….


  18. Simplemente brillante.


  19. Posiblemente el tiempo que has tardado en escribir este articulo, sería el que una persona gastaría en toda su vida pulsando el botón del microondas más de esas veces no necesarias que una rueda podría ofrecer. Asique el resto de los mortales desperdiciará el tiempo una vez, tu dos.

    PD: si la leche la quieres en 45 segundos, pones el tiempo en 60 segundos, esperas delante y lo paras manualmente


  20. Dos palabras: mandos analógicos. Si ya los haces con un conversor analógico-digital para mostrar el numerito del tiempo en una pantalla y con graduación exponencial, inmejorable.


  21. A ti se te va la olla…Comprate un microondas con introduccion del tiempo por teclado numerico….


  22. Lema para próximas manifestaciones:
    PARADIGMA EXPONENCIAL !YA!


    • me sumo a la manifa!!!


  23. Te recomiendo que te compres otro microondas. Respecto al paradigma lineal, mi LG de 50 leuros tiene dos botones, uno que añade 10 s. y otro que añade 1 m. Por si fuera poco, cada pulsación adicional en el botón de inicio añade 30 s. Así que combinaciones de entre 1 y 6 toques (más el encendido) te dan un abanico interesante que abarca entre los 10 s. y los 5 m. con precisiones de 10 s. más o menos. No he calculado todas las opciones, pero si distingues el cola-cao cuando ha estado calentándose 40, 45 o 50 s. tienes un problema, porque, entre otras cosas, la temperatura de la leche cuando la sacas del frigo, del colacao y del vaso, no tienen por qué ser la misma cada día, y en mi caso particular, tampoco me apetece tomármela a la misma temperatura en verano e invierno.

    Respecto al paradigma exponencial, te anuncio que el 99,99999% de los microondas baratos lleva una rueda analógica para la selección del tiempo, que está calibrada de forma casi exponencial. Hablo de memoria, pero creo que en los primeros 15º de giro puedes abarcar entre 3 y 5 minutos de cocción, dependiendo del modelo. 15º más y llegas hasta 10, y en los 15º restantes, entre 30 y 60 minutos de cocción totales.

    Un tema interesante, que le dejo dado su dominio de la técnica es la explicación de por qué se puede seleccionar hasta 30 o incluso 60 minutos de cocción. No recuerdo que en este planeta haya elementos que aguanten tanto tiempo dentro de un cacharro de éstos y que luego salga algo comestible.

    (P.D. si no quieres comprar otro microondas, también puede valerte una novia)


  24. Y posiblemente el modelo exponencial nunca llegue a operar, dado que es mas probable que lleguemos a un modelo “inteligente” o semántico, donde informes al microondas de la temperatura que desees o este llegue a inferir que es lo que desees (¿plato con comida? 55 grados, ¿vaso con liquido transparente? 100 grados, ¿liquido opaco? 55 grados).


    • Ese es el microondas que conozco. Acá en México los microondas tienen las opciones: palomitas, plato completo, caldo, etcétera.

      Además tienen la opción de elegir la potencia y el tiempo exacto.

      Nunca uso la opción de agregar segundos.


  25. Yo tengo un microondas LG MD-2653GT y tiene tres botones para seleccionar el tiempo: uno para aumentar de diez en diez segundos, otro para aumentar de minuto en minuto y otro para aumentar de diez en diez minutos.
    Esos mismos botones sirven para ajustar la hora cuando se va la luz.
    Y tiene un tostador adosado 😛


  26. No hay derecho a esto…


  27. Esto es serio?? pues calientalo al fuego ! No quieres perder el tiempo pulsando un botoncito y haces un analisis de eso xDD


  28. Pues seré una anitisistema, porque no tengo microondas. Si usaras un cacito de toda la vida para calentarte la leche se acabarían tus quebraderos de cabeza…


  29. Existe un dispositivo de entrada llamado “Encoder” desde hace mas de 30 años, ideado para convertir en papel mojado todo tu post; al parecer los tecnicos de audio se encontraron el mismo problema al inicio de la era digital.


    • Al contrario: un encoder, como un contador digital, es un dispositivo que proporciona un valor discreto (no de pulsaciones sino de pulsos) y que presenta el mismo problema: el tiempo presenta una relación lineal y no exponencial, no con el número de pulsaciones, sino con el ángulo de giro.


      • Pues claro que presenta relaccion lineal! Como si no va a sostener la precision necesaria para el audio, la gracia esta en que lo que presenta relaccion exponencial es el musculo humano, dejas esta razon a el control “analogico” (protopáctico) de la mano, que es mas rapido; ten en cuenta que se usa el mismo principio para cirujia robotica.

        Tengo un amigo que hace lo mismo que vos, le suelo decir que se construlle una torre para tirar un avion de papel, cuando en realidad basta con una simple escalera.


  30. impecable


  31. Por eso se llama el encabezado “la OBSOLESCENCIA del paradigma lineal en el temporizador del microondas” porque no se aplica ese paradigma en el microondas, casi desde la creación del propio microondas diría yo.

    De todas formas, “a grandes males grandes remedios”, pensé yo nada mas leer el encabezado (por lo del temporizador) y no pude evitar acordarme de la anécdota de la NASA con el bolígrafo… que se gastaron miles de dólares en un bolígrafo cuyo depósito de tinta no se viese afectado por la ingravedad del espacio y cuando les preguntaron a los rusos como solucionaron ellos el problema para escribir, respondieron que usaban lápices (bastante mas práctico y económico).


    • ingravidad= ingravided


  32. Interesante y peculiar artículo. Ahora bien, si quiero calentar 48 segundos sólo tengo que pulsar 3 botones (n+2 botones) para que el error reativo sea 0. Una para 30s, dos para 60s y tres para parar cuando el valor del segundero sea 12. TiempoTranscurrido: 48sec


  33. un artículo sublime


  34. ¿Esto va en serio? De verdad, hay gente que está en el mundo porque tiene que haber de todo…


  35. No se macho, pero mi microondas no es precisamente nuevo, y a parte del botoncito de los 30 segundos, tengo otro que me permite ajustar con la rueda el tiempo que quiero. Con un giro de muñeca tengo 30 minutos. Puedo ajustar con velocidad y precisión el tiempo que quiero calentar, por si quiero que algo se caliente más de dos minutos (cuatro pulsaciones).

    Si consideras una pérdida de tiempo molestarte en aprender sistemas nuevos (como linux) y tildas a la sociedad de ignorante porque no conocen las gráficas que expones, párate un momento a mirar qué puedes hacer mal tú. Y un consejo… leete el condenado manual de instrucciones del microondas. Que la consabida ruletita la he visto en prácticamente todos los malditos microondas.

    Un saludo.


  36. Celebro que desde esta página se libre una de las batallas de la gran guerra de nuestro tiempo: la lucha contra la linealidad, en todos sus aspectos: la regresión lineal, el microondas, la loglinearización del sexo y las líneas de los cuadernos bruño


  37. […] La obsolescencia del paradigma lineal en el temporizador del microondas (via magnetotrouble) Publicado el 6 septiembre, 2011 por Paradojo En un contexto de agitados movimientos económicos, sociales y políticos en el que la atención mediática se centra en los "grandes temas" de la actualidad, es habitual que pasen desapercibidos debates quizá no tan llamativos pero no por ello irrelevantes: temas que parecen nimios son, en realidad, lo que verdaderamente preocupa a la gente en el día a día. La inexistencia de un debate en la sociedad acerca de la viabilidad del denominado "paradigma … Read More […]


  38. escribir semejante estupidez de articulo ni merece la pena ser comentado, pero el caso es que mucho tiempo tienes para poder escribir esto y te quejas de tener que dar unas cuantas veces al botón.

    y como ya te han dicho cámbiate de microondas por que el mio (30€) tiene una rueda analógica y un mecanismo de toda la vida que cuando llega al tiempo programado detiene el microondas y hace sonar la campana…



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: